Artículo
Jinuj.net / Artculos de Consulta / Tiempo de consuelo Estas accesando Jinuj.net como usuario invitado
No has hecho login a Jinuj.net. Utiliza esta forma para entrar al sistema.
Login:     Password:    
¿Olvidaste tu password?     Obtén una cuenta Gratis

Tiempo de consuelo

   Información general    Categorías    Resúmen   
Aportado por: aizik
Fecha de creación: 2002-07-21 16:06:02
Administrar:
Calificacin: ***--
Ver 1 comentario y 1 calificación
Comentar este artículo
Visitas: 2128

Tiempo de consuelo

Rav Shlomo Aviner

¿Existe en nuestra generación con qué consolarse? Por supuesto. La situación ha cambiado de un extremo a otro. “Consolad, consolad a mi pueblo, dice vuestro D’s. Animad a Jerusalén, y decidle a voces que se ha cumplido su servidumbre, que ha sido perdonada su iniquidad, porque ha recibido de mano del Señor el doble por todos sus pecados” (Ishayahu, 40:1-2)”.

El exilio (galut) llega a su fin, a través de la misericordia divina hacia nosotros. No nos encontramos más en el exilio. ¿saben acaso lo que es el exilio? El exilio es cuando el honor del pueblo judío es pisoteado y su vida está en peligro y lo expulsan. Un día oscuro, debe levantarse y llevar consigo a su esposa, sus hijos y algunos paquetes pesados sobre su espalda, y emigrar a otro país del cual desconoce el idioma y ni siquiera sabe cómo ganará allí su vida. Debe abandonar el país que amó y donde vivió durante cientos de años. El exilio son difamaciones sobre judíos que no hicieron nada, pogroms, Chmelniski que asesinó a un millón de judíos, y Hitler, poseedor de otra concepción y otra dirección, también él asesinó a millones de judíos. Ese es el exilio. Exilio fue el juicio de Dreyfus, quien era inocente, y durante el cual gritaron no sólo “Muera Dreyfus” sino también “Mueran los judíos”.

Ahora, al menos, no estamos en el exilio. Estamos en nuestro propio país. Este es nuestro estado, nuestro ejército y nuestra policía.

Un amigo me preguntó: “¿puedo hacer tal y tal cosa?” Le dije: “¡pero es contra la ley!” -Agregó: “¡qué me importa que sea legal o ilegal, es una gran mitzvá!” Le respondí: “Hemos esperado dos mil años al momento en que nuestra propia policía pueda decirnos: ¡No!”.
Gracias a D’s, esta tierra que estuvo desolada y en ruinas está siendo reconstruida y se transforma en el jardín de D’s. ¿Quién no percibe la reunión de las diásporas de judíos que fluyen de todos los extremos de la tierra? ¿ Quién no ve que hemos establecido el estado de Israel y tenemos, gracias a D’s, un ejército fuerte? ¡Tenemos una economía, agricultura, industria, Ieshivot y Ulpenot! Gracias a D’s, algo enorme ha cambiado: Consolad a mi pueblo… ¡Su falta es expiada!

Quizás me dirán: existe aún el odio gratuito y por eso hemos sido destruidos. Aparentemente, nuestros pecados no han concluido. El exilio debía supuestamente destruir nuestros pecados y poner fin a la iniquidad, todo está contaminado por el terrible odio.

En realidad, sin embargo, esta expresión es simplemente una simple calumnia. Existe el amor sin condiciones. El odio gratuito es cuando un individuo odia a un judío por ser diferente: todos deben pensar como él y tener su misma ideología.  El amor gratuito, sin condiciones, es el amor a todo judío por ser tal. Hoy, reina el amor sin condiciones. Por supuesto que si un judío se encuentra en peligro, un millón de soldados vendrán a salvarlo y pondrán en peligro sus propias vidas. ¿acaso no es este un amor sin condiciones? Asimismo, diez datiim (religiosos) pondrán sus vidas en peligro para salvar a un jiloni (secular) y al revés, ¿acaso no es este un amor sin condiciones?

Cuando esa persona grite: “Socorro” no le preguntarán: “Un instante, ¿es Ud. dati o jiloni? ¿de derecha o de izquierda?” Sin duda, el individuo ama por sobre todo su vida, pero está dispuesto a ponerla en peligro por su hermano. ¿Acaso este no es un amor sin condiciones?

En nuestra época, no existe un país en el mundo cuyos ciudadanos se amen tanto mutuamente. No estoy hablando de simple palabrería sino de hechos. ¡No existe estado en el mundo en el que no exista individuo sin vivienda, excepto en el nuestro! También en los países ricos, millones de personas no tienen techo y a nadie le importa. Si surgiera un caso en Israel en que se descubriera a un individuo que se vio obligado a dormir afuera, todo el país se escandalizaría.

¡Este es el único país del mundo donde no hay hambre! En Nueva York, en el metro, una joven con un bebé en sus brazos lleva un cartel que dice: “Tengo hambre”. Y esa es la verdad. Todos pasan y no les importa. Arriba, en la calle, se eleva un rascacielos con lujosas oficinas, donde se encuentra un individuo que gana un millón de dólares por día, sin exagerar.

En Israel, el estado se preocupa de los necesitados y en el caso en que no se ocupen de esa persona, lo hacen personas caritativas. ¿Acaso no es este un amor sin condiciones?

¿Cómo alguien puede atreverse a decir que no existe un amor sin condiciones? Esto es una difamación. - Aún, conozco a un individuo que odia. - Por supuesto, en todos los campos hay extremos. Hay personas violentas que visten su problema personal con un envoltorio ideológico. Recuerdo a una persona que solía odiar terriblemente a los religiosos y los calumniaba día y noche. Finalmente, se arrepintió, se volvió completamente religioso y…. se llenó de un terrible odio hacia los jilonim. El principio es claro: su personalidad es de una persona que odia. La Torá nos enseña: “No odies”. Dice D’s: “Sé que en tu interior hay un instinto del mal y en ti anida una bestia humana, puesto que yo lo he introducido en tu interior para que luches contra él, lo superes, crezcas y te eleves, y no para que te dejes vencer”. Pero la persona descrita eligió odiar, a veces odia a un grupo, otras, a otro. Lo importante es que tenga carne de cañón para odiar. ¿acaso esa persona representa al pueblo judío?

En nuestra nación reina un amor sin condiciones, Ahavat Jinam, a pesar  de que no estamos acostumbrados a admitirlo.

El Rav Kook señala en su artículo: “Nejamat Israel” (Maamarei Hareaiá, pág. 279) que en tiempos antiguos, los rabinos solían colocarse en el portón y gritar contra todo pecado e iniquidad, lo que hacían con razón. Actualmente, su función ha cambiado: deben consolar a la nación, es decir, descubrir la fuerza positiva que hay en ella. No adular ni ignorar, sino decir toda la verdad. Cuanto más consciente sea nuestra generación de lo bueno que hay en ella, tendrá mayor heroísmo, grandeza y pureza.

Nuestra generación es superior, es excelente. ¿Cómo lo sabemos? Ha construido un estado y llevado a la redención. Se puede decir: “no ha sido la generación sino D’s”, ciertamente es así, las cosas buenas se logran a través de buenos actos.  No en vano, D’s eligió esta generación para traer la redención. ¿acaso se trata de una coincidencia? Es una gran generación que ha hecho grandes actos. Tuvo sus errores como toda generación, pero no existe una generación justa que haga el bien y no haya pecado.

Desde una perspectiva histórica que trasciende generaciones hemos llegado al consuelo; seguimos siendo consolados y proseguiremos ascendiendo en lo sagrado.

Bibliografía

Tomado de Masuah

Extraído de la entrega semanal del Majon Meir




Algunas evaluaciones hechas por los miembros de Jinuj.net:

Autor Fecha del mensaje

***-- daespinosa91 3/9/2002 1:36 PM
El articulo es bueno quizas si mostrase elementos cristianos del nuevo testamento, comprenderia que el final de la diaspora comoinza con el arrebatamiento de la iglesia cristiana,

Ver todos los comentarios hechos por otros usuarios. (1 comentarios)
Terrible ***--
(3.0000)
Excelente

En Jinuj.net nos interesa saber tu opinión sobre el material publicado. Para hacer comentarios y calificar este artículo es necesario que ingreses al sistema.

Si no tienes una cuenta en Jinuj.net, puedes obtenerla fácilmente llenando esta forma.
Si quieres saber más sobre Jinuj.net haz clic aquí