Artículo
Jinuj.net / Artculos de Consulta / Tiro a la paloma: Sharon es el blanco Estas accesando Jinuj.net como usuario invitado
No has hecho login a Jinuj.net. Utiliza esta forma para entrar al sistema.
Login:     Password:    
¿Olvidaste tu password?     Obtén una cuenta Gratis

Tiro a la paloma: Sharon es el blanco

   Información general    Categorías    Resúmen   
Aportado por: aizik
Fecha de creación: 2002-05-01 13:30:49
Administrar:
Calificacin: El artículo no ha sido calificado
Visitas: 2296

Tiro a la paloma: Sharon es el blanco

Las elecciones israelíes en los medios árabes
Por Ezequiel Finkelberg

Si algo han logrado las últimas elecciones en Israel aun antes de asumir el nuevo gobierno, fue la unificación renovada de todos los sectores del campo palestino en contra de un enemigo nuevo, viejo y fácil: Ariel Sharón, a quien se lo ve como el responsible indirecto por la masacre de Sabra y Shatila, y quien provocara la actual Intifada de Al Aqsa con su visita al Monte del Templo. La propaganda en los medios de comunicación palestinos, tanto islámicos como árabes laicos, agradecida.


Ehud Barak perdió las elecciones. El próximo Primer Ministro de Israel es Ariel Sharón. La rotunda victoria del líder de la centro-derecha israelí se debió a que todos los grupos que componen la sociedad israelí le dieron la espalda a su contrincante.

Los árabes estaban molestos por lo que consideraban el asesinato injustificado de 13 ciudadanos de ese origen mientras manifestaban con piedras y fuego dentro del estado judío. Ni siquiera el pedido del ministro de seguridad Shlomo Ben-Ami para concretar el relevo de Alik Ron, comandante encargado de la policía en la Zona Norte, un par de días antes de las elecciones, logró el apoyo de los árabes dentro del país. Tampoco lo logró el pedido de disculpas de Barak, cinco meses tarde, responsabilizándose por las muertes.

Los olim (inmigrantes) rusos apoyaron a su dirigente más importante, Natán Sharansky, quien semanas atrás convocó a una colosal manifestación para oponerse a la división de Jerusalem. Los ciudadanos israelíes de Judea, Samaria y Gaza le dieron la espalda a Ehud Barak por intentar entregar el 95 % de sus tierras. La izquierda lo acusó de hacer prevalecer sus intereses personales frente a los del partido cuando no renunció en favor de Shimón Peres. Los jaredim (judíos ortodoxos) dieron la orden de votar en contra del candidato que intentó desjudaizar al país con su "revolución laica".

Esto es lo que todos sabemos dentro de la política israelí. ¿Pero qué ocurrió dentro del mundo árabe?

El líder máximo de los palestinos sunitas, el jeque Ikrima Sabri, creía importante votar contra Barak. No encontraba razones para beneficiarlo. "¿Por qué habría de darle mi apoyo?", se preguntaba, "¿qué ha hecho?", e inmediatamente corría a apoyar al líder del Likud auinque por razones muy diferentes a las que lo hicieron lo israelíes, es decir, "para que todos supieran de qué se trata el sionismo" . Para quienes las divisiones entre grupos palestinos indican su mayor o menor apoyo al proceso de paz, les sorprenderá ver la coincidencia con la declaración de Fataj. "Al menos con Sharón, sabemos dónde estamos parados. Barak enarboló la bandera de la paz en una mano mientras lleva a cabo una guerra contra los palestinos". Fataj es el principal grupo que compone la OLP.

Tanto la OLP, la Autonomía Palestina como Fataj, son presididas por Iaser Arafat, que en octubre de 1994 postuló a Ikrima Sabri para heredar el puesto que hoy ostenta. Según la idea común Arafat enfrenta "también" la oposición del grupo Hamás. Este grupo afirmó de boca de su dirigente político Khaled Meshal en Damasco que "Sharón y Barak son lo mismo, pero Barak nos está tratando de engañar... (pero) Sharón nos mostrará la verdadera cara de la imagen sionista con su deseo de guerras y muerte y perderá así internacionalmente."

Resulta curioso que haya todavía quienes con tales coincidencias en el liderazgo palestino duden de la posibilidad de Arafat de detener los ataques contra civiles israelíes. Incluso Hussein Khalil, hombre cercano a Hassán Naseralla, líder de Hizbollah, afirmó que la eleccion de Sharón "ha expuesto la verdadera cara del proyecto israelí y la naturaleza colonialista y provocativa de la sociedad israelí".

Volver al lugar donde vinieron

Para Ikrima Sabri, el ex candididato de Arafat, y quien destapó la Intifada de Al aqsa con su discurso el día que Sharón visitó el Monte del Templo, los judíos deberían "volver al lugar de donde vinieron. Aquellos que vinieron de Rusia pueden volver a Rusia; aquellos que vinieron de Rumania vuelvan a Rumania. Los que vinieron de los países árabes vuelvan a los países árabes donde vivían... Los judíos de Alemania pueden volver a Alemania. Después de todo a ustedes les encantan, ¿no?", mientras que a una revista de este último país le aseguraba que "es el arte de los judíos engañar al mundo"

En cuanto a las opiniones de políticos en el mundo árabe y sus periódicos, éstos milagrosamente también coincidieron. El presidente Hosni Mubarak dijo que Sharón es famoso por su "política de opresión y por las masacres de Sabra y Shatila". Su ministro de Exteriores Amru Musa amenazó al nuevo primer ministro diciendo que su país esperará ver las acciones de Sharón "pero no por mucho tiempo".

Los diarios, tanto en Egipto como como en todo el mundo árabe se explayaron un poco más en los adjetivos calificativos. "El asesino ganó las elecciones -tituló Wafd Butched- Sharón es primer ministro". Al Baath de Siria escribió que "la victoria del sangriento terrorista y criminal de guerra Sharón es un claro mensaje de la entidad sionista a los árabes comparable a una declaración oficial de guerra".

Pero incluso hay quienes prefirieron negar la existencia misma de lo ocurrido. Ese fue el caso de Irak, donde el general Alí Hassan Madjid se explayó explicando a los periodistas qué deben informar y qué cosas no. "No me deben preguntar por el régimen sionista. Deben preguntarme sobre el estado de palestina... No a un régimen para la entidad sionista en el corazón de la nación árabe y no a la existencia del sionismo en medio de la nación árabe"

Disparen contra Sharon

Como al momento de visitar el Monte del Templo, donde ahora se encuentran dos mezquitas, todos los dardos apuntaron a Ariel Sharón. Todas y cada una de las crónicas que intentaron deslegitimar al nuevo Primer Minsitro resaltaban la masacre realizada por las milicias cristianas contra Sabra y Shatila. Por ejemplo Muhammed Muslih que escribió puertas adentro de Israel lo calificó el como un "odia arabes y un apóstol de la violencia, quien colaboró con los falangistas asesinos en las masacres de Sabra y Shatila...".

La recurrecia de mencionar Sabra y Shatila es inversamente proporcional a la exactitud en las palabras de cualquier cronista. La comisión encargada de la investigación dejó en claro que "no tenemos dudas de que ningún miembro del espectro político israelí o de Tzahal actuó junto a los falangistas con deseos de perpetuar atrocidades en los campos... Nosotros afirmamos que habiendo permitido a los falangistas entrar a los campos no existió de parte de Israel intención alguna de herir a la población no combatiente. . . la responsabilidad directa de lo perpetrado recae en las fuerzas falangistas".

Lo máximo que la comisión encontró fue un Sharón con "responsabilidad indirecta"  en los hechos porque Sharón no anticipó la intención de lo que falangistas podían hacer y así no tomó medidas para prevenirlo.

Todos los dardos apuntaron hacia Sharón. De esta manera se ocultó al público palestino que la administración Bush, que a partir del 6 de febrero gobierna en EE.UU., decidió pasar a usar el término "negociaciones de paz en Medio Oriente" para lo que hasta el momento se conocía como "proceso de paz". De esta manera se hizo más fácil ocultar que el mismo Departamento de Estado afirmó que las armas ilegales en manos de los palestinos (morteros lanzagranadas, misiles antitanque, etc.) no deben ser aceptadas como "hechos consumados" y que deben ser revocados.

Arafat intentó por todos los medios que su público sintiera esperanzas por las elecciones israelíes, impidiendo que cualquier hebreo-parlante fuese autorizado a presentarse ante las cámaras o la radio. Los únicos israelíes que fueron citados en la Voz de Palestina (VDP) fueron los miembros de la Kneset árabes y los líderes del Movimiento Islámico que boicoteaban las elecciones.

Un análisis preparado por Michael Widlanski del Rothberg School de la Universidad Hebrea de Jerusalem mostró que en la radio VDP las palabras de Iasser Abed-Rabu y Saeb Arikat se concentraron en el "peligro" que representa Sharón, y en calificativos como asesino en masa, quien intenta llevar a cabo una guerra contra los árabes.

Una vez dados los resultados, algunos allegados a Arafat insistieron en que ellos querían paz pero los ministros líderes de Arafat, Saeb Erikat, Nabil Shaat, Iaser Abed-Rabu y por otro lado Marwan Barghouti, líder de la milicia Tanzim, dijeron que "la Intifada de la independencia" no solamente no se detendrá sino que aumentará".

Para quienes creen que Arafat no controla la situación, la coincidencia entre sus más allegados y la de sus oponentes más acérrimos no parece despertar sospechas en el hecho de que el único que no coincide consigo mismo es el presidente palestino.

El general Alón Liel dijo en conferencia de prensa del Ministerio de Relaciones Exteriores el 14 de febrero: "estamos enfrentando el peor día que Israel ha tenido en los últimos cuatro o cinco años. (El atentado con el autobús que causó 8 muertos y 20 heridos) ha sucedido durante los dos días más violentos desde que comenzara la ola de violencia cinco meses atrás. Hemos enfrentado 38 incidentes con armas de fuego entre la medianoche del 12 de febrero y la del 13, y 42 entre el 13 y el 14. Esto los convierte en los días más violentos de esta Intifada.

El general Alón Liel continuó. "Para mí, personalmente, es un día difícil porque 12 años atrás di una conferencia de prensa durante el ataque al autobús 405 en la ruta entre Tel Aviv y Jerusalem, en el cual 16 personas fueron asesinadas. Pero eso fue 12 años atrás, antes de (el proceso de paz de) Madrid, antes de Oslo y antes de Camp David". Aquí y ahora estamos una vez más frente a un ataque similar de terroristas palestinos. Es triste de ver que ocho años después de estar hablando con los palestinos, entre los que se encuentran siete años de un acuerdo, volvemos a estos incidentes".

En efecto, desde la creación de la OLP nunca han habido unos meses tan violentos como los últimos. Si se extrapolan los 61 muertos israelíes durante la Intifada de Al Aqsa a un año y se los compara con los asesinados por atentados terroristas en los últimos 33, lo que obtenemos es una cifra de 147 personas asesinadas. El año siguiente con más muertes es 1996, con 84 muertes; luego 1994 con 73; 1993 con 62; y finalmente 1995 con 52. Los años con más asesinatos de israelíes a manos de palestinos desde la creación de la OLP son 5 de los 7 años de negociaciones con los palestinos. Para hallar una cifra semejante y anterior a la década del '90 hay que remontarse a 1977, cuando 41 israelíes perdieron la vida. Ni siquiera la Intifada de los '80 le pisa los talones.

Un accidente de tránsito

El atentado con el autobús que tanto conmovió general Alón Liel no obtuvo la misma respuesta del lado palestino. No solamente los dirigentes no han condenado el acto sino que el propio Arafat lo mencionó como un "accidente de tránsito" y, por supuesto la VDP no mencionó la condena norteamericana.

Los palestinos viven en un verdadero "1984". Nada de lo que hagan los dirigentes israelíes puede cambiar la visión de los ciudadanos palestinos en los territorios adminsitrados. Todo es filtrado por sus dirigentes. ¿Qué puede hacer Sharón para cambiar la perspectiva? Ofreció a los partidos árabes formar parte de la coalición. Los líderes de la comunidad árabe en Israel lo rechazaron. Los árabes palestinos fueron aún más lejos y Iasser Abed-Rabu comentó que la victoria de Sharón representa la victoria "de los fascistas y extremistas de derecha en Israel".

Las expectativas no son muy promisorias.

El website del Fataj publicó una editorial, un par de días antes de la victoria de Sharón, que clarifica la posición de la población palestina. También ellos equipararon a Sharón con Barak "Si Barak gana nada cambiará… En cuanto a Sharón, no es necesario mencionar las atrocidades que cometió contra nuestro pueblo"

Lo que se concluye del comunicado es que toda organización palestina está luchando coordinadamente y a muerte contra Israel. "El rol que el Ministerio de Salud ha jugado durante la Intifada es un buen ejemplo para el resto de los ministerios... El ministerio de Educación también jugó un papel grandioso en la organización educativa y en la enseñanza... que es esencial para que una sociedad civil lleve a cabo sus actividades . Otros ministerios, como el de Información y de Finanzas también han jugado un rol... El aparto de seguridad también ha jugado un rol en la batalla contra los colaboracionistas." Ni siquiera la justicia es independiente, ya que "Ella también ha jugado un rol importante"... y "las fuerzas nacionales e islámicas realizan el trabajo duro de centrar la acción".

Finalmente aparece la coordinación sin tapujos ya que la violencia es un arma estratégica para negociar un "mejor acuerdo". "Los objetivos unificados expresados en la posición política de todas las fuerzas que participan en la Intifada reflejan el grado de unidad nacional que tenemos. Esto ayudará a la posicióin del equipo de negociadores palestinos. La unidad nacional requiere de un alto nivel de coordinación entre las instituciones de la Autoridad Nacional Palestina y las fuerzas nacionales e islámicas."

Si acaso existían las esperanzas de que las Organizaciones No Gubernamentales visitadas y en las que los organismos internacionales tanto confiaron, quedasen exentos de tal plan debemos olvidarnos de ello. "Una tercera fuerza en la confrontación contra el ocupante israelí son las ONG. Estas instituciones comprometen a la sociedad civil en su participación en la Intifada. Son estas instituciones las que otorgan a la Intifada su naturaleza pública y garantizan su continuidad."

Según todos los indicios el discurso inauguratorio de Sharón fue demasiado violento para la visión extranjera: "Hago un llamado a nuestros vecinos palestinos para que abandonen el camino de la violencia y retomen la vía del diálogo, con el fin de resolver los conflictos existentes entre nosotros a través de canales pacíficos". Probablemente molestó a los árabes israelíes como cerró su discurso inicial: "Ciudadanos de Israel, poseemos un pequeño país bendecido por talentos y rico en logros. Comencemos esta noche aunando fuerzas como si de un sólo cuerpo se tratara, un solo corazón, para empezar un nuevo camino. Juntos nos sobrepondremos a todos los desafíos. Juntos, podremos concretar aquí todas nuestras esperanzas y todos nuestros sueños."

Qué otras respuestas se pueden esperar de un mundo que manifiesta constante amor hacia Israel, un Israel que tiene sólo mensajes como éste, de odio y guerra hacia el mundo árabe.

Bibliografía

Tomado de Hagshama E-zine



Algunas evaluaciones hechas por los miembros de Jinuj.net:

Nadie ha evaluado este artículo.


En Jinuj.net nos interesa saber tu opinión sobre el material publicado. Para hacer comentarios y calificar este artículo es necesario que ingreses al sistema.

Si no tienes una cuenta en Jinuj.net, puedes obtenerla fácilmente llenando esta forma.
Si quieres saber más sobre Jinuj.net haz clic aquí